Juegos Olímpicos no sufrirán alteraciones pese a amenaza terrorista

Debes leer...

Redacción (AFP). La ministra de Deportes francesa, Amélie Oudéa-Castéra, aseguró que, a pesar de la amenaza terrorista, no contempla la “hipótesis” de cambiar el recorrido de la ceremonia inaugural de los Juegos Olímpicos 2024, que debe celebrarse en el río Sena a su paso por París.

“No tenemos un plan B. Hay un plan A, en el cual se contemplan varios planes alternativos”, dijo Oudéa-Castéra en la emisora ​​de radio France Inter.

Un joven francés, hijo de padres iraníes y vigilado por su radicalización islamista y sus problemas mentales, asesinó el sábado por la noche con un cuchillo y un martillo a un turista alemán e hirió a otras dos personas en el distrito XV de París (suroeste), cerca de la Torre Eiffel.

Ese atentado tuvo lugar prácticamente dos meses después del asesinato de un profesor en el norte de Francia y puso de nuevo en el centro del debate la amenaza yihadista, siete meses antes de que se celebren los Juegos Olímpicos en París.

Estarán expectantes

El gobierno francés teme asimismo eventuales repercusiones en su territorio de la escalada en el conflicto palestino-israelí.

“Hay una amenaza terrorista y, en concreto, islamista”, reconoció la ministra de Deportes, quien recordó, sin embargo, que “no es nueva ni específica de Francia ni de los Juegos”.

“Aumentaremos” los dispositivos de seguridad “durante los Juegos Olímpicos y Paralímpicos”, añadió.

Tras el ataque del sábado, el exdirector general de la policía francesa, Frédéric Pechenard, dijo en France Info que “se debería pensar en un posible plan B” para la ceremonia inaugural.

La apertura de los Juegos está prevista, el 26 de julio en el río Sena, entre el puente de Austerlitz (este de la ciudad) y el de Iéna (oeste).

Los organizadores esperan unos 15 millones de espectadores durante este evento deportivo mundial.

Vista aérea de las orillas del río Sena, el puente de Notre Dame (frente), la Sainte-Chapelle (izq.).
Vista aérea de las orillas del río Sena, el puente de Notre Dame (frente), la Sainte-Chapelle (izq.).

“Un desafío en materia de seguridad”

Ante las posibles amenazas a la seguridad, el ejecutivo galo contempla “aviones alternativos”, pero la posibilidad de cambiar el lugar de la ceremonia inaugural “no es una hipótesis en la que estamos trabajando”, precisó Oudéa-Castéra.

Según la ministra de Deportes, “hay algunos parámetros que podemos ajustar”, como el aforo autorizado.

Ese acto representa “un desafío en materia de seguridad”. “Lo sabemos desde el primer día”, defendió la ministra.

Recordó que “ya están equipados” con equipos desminados y perros para detectar bombas, entre otros medios recomendados para evitar eventuales atentados.

Francia ya organizó en la última década grandes acontecimientos deportivos, como la Eurocopa de fútbol masculino en 2016, el Mundial femenino de 2019 o el Mundial de rugby este año.

El atentado del sábado tuvo lugar cerca de la explanada de la Torre Eiffel, una zona elegida por su carácter simbólico y por tratarse de “un lugar de los Juegos Olímpicos”, aseguró Emmanuel Grégoire, el número dos del ayuntamiento de París.

Grégoire recordó que la Copa del Mundo de rugby se celebró “sin ningún incidente”, en declaraciones a la emisora ​​France Info.

“Estoy convencido de que organizaremos estos Juegos Olímpicos de manera muy satisfactoria”, afirmó.

Te puede interesar: Teófimo descarta a García y Matías podría ser una opción


Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp. Haga clic en el enlace: https://bit.ly/2Z2UF3j

Últimas noticias

error: Contenido Protegido